Dentro estoy de una cámara
acorazada.
Mi Alma allí se encuentra
desalmada.
Mi dia es de lento discurrir,
a tí recurro para alegrar mi espíritu,
mi vivir.
Abriré las ventanas ,
podré respirar la brisa de la mañana.
Mi desgana me hace calibrar mi vida
cotidiana.
Quiero la luz en mi vida otra vez,
con tus destellos  me deslumbraré.
Te siento , te presiento y necesito de
tu alimento.
Es mi alimento diario,
como el aire que respiro !contigo revivo!.
Tu luz tal vez sea tiránica , satánica, volcánica.
Pero tu luz me hace de nuevo renacer.
Autora: Mª Antonia Moyano Oliveros
Todos los derechos reservados a la autora. 2.011